Las prótesis dentales son elementos artificiales que se utilizan para la restauración de la anatomía de las piezas dentales, consiguiendo de este modo la función de masticación y estética de la boca. Existen diferentes tipos de prótesis: las fijas y la removibles.